Sensores internos de tu smartphone que desconoces por completo (I)

Existen multitud de interventores que facilitan el correcto funcionamiento de nuestros dispositivos móviles, entre estos se encuentran los sensores. Este grupo de reducido tamaño normalmente queda olvidado por parte de los usuarios, pero resultan ser una pieza esencial para permitir ejecutar nuestro smartphone. Cabe destacar, que cada teléfono dispone de multitud de estos sensores diferentes y cada uno de estos se encarga concretamente de la realización de una tarea, aunque suelen complementarse entre todos.

Por una parte, estos elementos son vitales, pero los usuarios no suelen preguntarse cómo se realizan algunas de estas tareas. Existen multitud de preguntas que podríamos realizar, como por ejemplo ¿Cómo se apaga la pantalla táctil al acercar nuestra oreja al móvil? Por todo esto, es necesario previamente conocer cuáles son los sensores básicos que contienen todos o la mayoría de los dispositivos móviles.

Sensor infrarrojo

El sensor infrarrojos puede permitir que un teléfono móvil controle un televisor o un aire acondicionado.

Cada vez resulta menos frecuente encontrar dispositivos móviles que implanten este tipo de sensor entre sus características. Uno de los usos que con los que se puede implementar este sensor es la domótica de las viviendas, como sí de un mando a distancia se tratase. Por una parte, un único dispositivo que podemos portar siempre con nosotros puede controlar todo nuestro día a día dentro de nuestra casa. Por otro lado como se mencionaba, no se trata de un sensor que en la actualidad se siga utilizando. En definitiva, si pretendes contar con él, tendrás que buscar o informarte bien de los smartphone que lo poseen.

LEER
¿Qué es la certificación militar MIL STD 810G para móviles?

Sensor ritmo cardíaco

Antes de comenzar a hablar de este tipo de sensor, es necesario reflexionar sobre cuántas vidas puede llegar a salvar algo tan sumamente minúsculo. Concretamente, este se compone de un LED y un sensor óptico, que traslada nuestro ritmo cardíaco a los receptores de nuestro smartphone. Cabe destacar, que este comienza a analizar cuando el sensor no detecta luz ambiente.

Este sensor envía los datos a aplicaciones de salud que pueden emplearse en situaciones de emergencia.

Por otra parte, este reconoce los cambios de color producidos por las pulsaciones del usuario, lo que acaba determinando o traduciéndose como pulsaciones. Además, este suele emplearse para otro tipo de funciones del ámbito de la salud, como por ejemplo: la medición del nivel de oxígeno en sangre.

Sensor espectro de color

Uno de los propósitos de este sensor es la realización de la fotografía con las mejores condiciones.

Este tipo de sensor únicamente suele ser implementado por algunos fabricantes de smartphones. Concretamente, este sirve al móvil la captura de diferentes tonalidades de color que emergen naturalmente. Cabe remarcar, que este permite medir toda la luz ambiente, determinar la fuente de iluminación y si esta es natural o si denota más artificialidad. Además, este sensor puede controlar un balance de blancos de la propia cámara, otorgando colores más semejantes a la realidad. En conclusión, este tipo de sensor puede tener infinitud de utilidades, entre ellas el ajuste del flash.

Se aproxima serie basada en «Un mundo feliz»

Sensores internos de tu smartphone que desconoces por completo (II)