Los astrónomos empiezan a preocuparse por la saturación de microsatélites en el espacio

La empresa de Elon Musk, SpaceX, continúa sorprendiendo al mundo. SpaceX es una empresa que se ha considerado como pionera en la investigación aeroespacial, con metas claras de permitir que el ser humano conquiste el espacio y otros planetas. Algo que ha generado sensación a nivel mundial. 

Nunca antes en la historia de la humanidad, otra agencia con enfoque aeroespacial había trabajado tanto en materia de innovación y desarrollo de proyectos. Otras agencias como la NASA y la Agencia Espacial Europea, se caracterizan por trabajar de manera lenta, aunque segura. 

Una de las noticias más recientes sobre SpaceX es la del lanzamiento de unos 60 satélites Starlink. Estos satélites hacen parte de la tecnología propia desarrollada por esta empresa. Esta misión se llevó a cabo gracias al cohete Falcon 9. La meta es usar dichos satélites para crear una red única satelital que marchará a altas velocidades.

La meta es brindar Internet a nivel mundial 

De acuerdo a Elon Musk, gracias a esta infraestructura de satélites se podrá proporcionar Internet a diversos lugares del planeta. Pero el número de satélites enviado al espacio es considerablemente alto. Tanto así que los astrónomos se han preocupado por lo que representa esta “invasión” al cielo exterior. 

LEER
¿Quién es el culpable en caso de accidente de un coche autónomo?

Y es que por lo pronto son solo 60 satélites. Pero de acuerdo a las metas trazadas por SpaceX, la meta es alcanzar unos 42.000 satélites Starlink orbitando en el espacio. La idea de hecho es permitir que se proporcione Internet de banda ancha a cualquier rincón del planeta. De manera que territorios pobres y remotos del mundo contarán con el respaldo del Internet. 

Los astrónomos no ven del todo bien esta iniciativa. Ya que en términos científicos la invasión de tantos satélites entorpecería la investigación astronómica. El gran peligro es que debido a la sobrepoblación de satélites, para los astrónomos podrán tener una apreciación más errónea del espacio. Eso es lo que indica por lo pronto Saida Caballero, quien hace parte del Observatorio De Olin Tech de Florida. 

Musk afirma que entiende el punto de vista de los astrónomos y que por lo mismo la empresa SpaceX se está enfocando en que los satélites pierdan brillo, evitando así que se genere la contaminación lumínica que afectaría a las investigaciones astronómicas.

El director de la empresa Elon Musk es considerado como un emprendedor excepcional que viene sorprendiendo al mundo con su gran variedad de inventos.  Sus intenciones de conquistar el espacio no distan en concretarse. De hecho, uno de los proyectos más interesantes es la meta de conquistar la Luna para antes del año 2022. 

LEER
Lo que se desconoce sobre la creación de la Torre inclinada de Pisa

Pero además de esto, la nave Starship serviría para enviar humanos a la Luna para el año de 2024. De manera que con estas proyecciones, Elon Musk viene dejando en claro que su compromiso por aportar a la investigación aeroespacial va en serio. La directora de SpaceX, Gwynne Shotwell afirma que la nave Starship estaría en órbita en menos de un año. 

Lo interesante de SpaceX es que toda su investigación viene teniendo el aval de distintos gobiernos del mundo. Por eso, se le permitió hacer parte del reciente Congreso Internacional de Astronáutica que se celebró en Washington. La empresa tiene metas muy claras y un enfoque investigativo muy fuerte. 

La directora de la empresa SpaceX afirma además que la idea es permitir que las tecnologías espaciales sean cada vez más cercanas a la vida del ser humano. Lo que se busca es que la humanidad empiece a perder el miedo de la colonización de otros planetas y otros astros de este sistema solar. 

Por eso, el proyecto de colonizar la Luna para el año del 2024 no se presenta ya como una ilusión, sino como una auténtica realidad. En el momento, la empresa trabaja en generar entornos con recursos adecuados para que la Luna sea habitable. Y eso es precisamente lo que se busca concretar con la misión del año 2022 al realizar contacto con la Luna. 

LEER
Xiaomi lanza un cubo de Rubik inteligente

¿Será el inicio de la era de la humanidad en el espacio? 

SpaceX cuenta en el momento con dos prototipos de la denominada nave estelar Starship. Estos prototipos reciben el nombre de Mk.1 y Mk.2. Se ha estado trabajando en ambos prototipos en dos lugares determinados de los estados unidos. El primero se encuentra al Sur de Texas, mientras que el segundo está ubicado en Cabo Cañaveral, el estado de Florida. 

Pero, existe una noticia muy lamentable al respecto. El 21 de noviembre del presente año el prototipo Mk.1 explotó. Curiosamente, menos de una semana después, la empresa SpaceX intensificó sus actividades y en la zona de la explosión empezó a sustituirse el prototipo dañado por el Mk.3. Esto deja en claro que la vocación que tiene la empresa por conquistar el espacio es bastante fuerte. 

Solo nos queda esperar a que Elon Musk y SpaceX mantengan este pulso firme para que la humanidad cumpla el sueño de ir más allá de los límites del planeta.

El agua es mucho más segura en el tercer mundo gracias a esta pajita

Los océanos sufren ya nuestra crisis climática